Lunes

Menu
¿Qué les damos de comer a nuestros hijos?

¿Qué les damos de comer a nuestros hijos?

Es común que los [email protected] que son diagnosticados dentro del espectro autista manifiesten algún signo de malnutrición, no se alarmen, esto es, no por su falta de interés por lo que les damos de comer, e incluso, su balance bioquímico se encuentra desequilibrado lo que puede provocar un trastorno neurológico en el niñ@. 
Son muchos los médicos que conectan la función del intestino con la función cerebral.

De forma que en muchos casos ocurre que si corregimos este desequilibrio digestivo, modificando la dieta, estaremos mejorando la salud mental de [email protected] Síntomas como dolor, diarrea, estreñimiento y muchos otros que son resultado de una afección intestinal, resultan bastante molestos para cualquier adulto, si esto se da en un niñ@, preocupa, porque desconocemos su origen ¿intoxicación?, ¿Infección intestinal?

Bien, los [email protected] autistas pueden padecer este dolor e incomodidad casi permanentemente, con el agravante que no saben exteriorizarlo o explicarlo, la mayoría ni tan siquiera lo comunican.

Es fácil imaginar que alguien que no sabe expresar lo que siente, lo refleje en su inquietud, lloros y nerviosismo. Cuadro de síntomas que al estar reconocido como uno más dentro del espectro autista, a veces, solo se intenta paliar las molestias en lugar de eliminar el origen de estos. 
La absorción de los alimentos en el intestino de un niñ@ autista no es igual que en personas que no tienen esta patología. Esta demostrado que en la mayoría de estas personas el intestino esta dañado, demasiado permeable con una gran proliferación de bacterias. El resultado implicado en la absorción del bolo alimenticio son sustancias que pueden ser dañinas para el organismo.

Ya se ha comprobado que existe una relación directa entre el espectro de autismo (EA) y una pobre salud intestinal, por lo que debemos empezar por sanar el intestino. Para hacer esto, debes eliminar los alergenos comunes de la dieta, eso le da al intestino la oportunidad de descansar y repararse. Así como una brigada de construcción no puede reparar una autopista mientras los carros y el trafico pasa, el intestino no se puede sanar a si mismo si no paramos el bombardeo de las comidas que le agravan. Los alérgenos más comunes para las personas en el espectro de autismo son: gluten (proteína del trigo, avena, cebada, etc.), caseína (proteína de los lácteos), soja, maíz, cítricos, levadura, azúcar, endulzantes, colorantes, MSG y otros sabores añadidos y rellenos. Es recomendable que se haga la prueba de alergias a alimentos a su hij@ para ver que otros alimentos deben eliminarse de la dieta. También se debe considerar el nivel de oxalatos en la dieta de su hijo. Por otro lado su hij@ necesitará suplementos nutricionales para ayudar en la sanación de su intestino y la salud de su cerebro.

Hablemos del gluten. 
En un intestino permeable, como es el que tienen estas personas, donde se absorben los alimentos de distinta forma, los antibióticos y otros medicamentos que suelen tomar muchos de ellos, eliminan la flora del intestino, desequilibrando el crecimiento natural de esta. Cuando esta es la situación, los alimentos que damos a nuestros hijos no se absorben de forma natural. Uno de ellos, que abunda en muchos productos, es el gluten de trigo. Niveles anormales de péptidos (piezas de proteínas que no son completamente digeridas), derivadas del gluten y de la caseína de la leche. se han encontrado en la orina de estos [email protected] El gluten mal digerido puede derivar a la glutemorfína, así como la caseína de la leche derivará en caseomorfina.
 Tanto uno como otro son prácticamente idénticos a la morfina y esta morfina es la que modificará la conducta del niñ@.

Todos sabemos el efecto que puede provocar la morfina en el organismo humano. Tanto cuando se ingiere como cuando ha pasado los efectos de esta provocando molestias e hipersensibilización, lo que podemos ver cuando estos niños muestran con lloros y pataletas después de cualquier hecho sensorial: un sonido, una caricia o cualquier acto que no puedan controlar, y que demuestran con movimientos repetitivos, risas extrañas o lloros aparentemente sin motivo.

Deja una respuesta

Los usuarios registrados ven sus comentarios publicados automáticamente

¿A qué esperas para registrarte?

Busca este icono si crees que un comentario debería ser retirado, úsalo con precaución, o se te podrá penalizar.

Ayúdanos a mantener una LLD que nos enorgullezca a todos.

avatar
wpDiscuz